[*Otros}– Telémaco, el último ‘barco fantasma’

12-06-2015

Carlos M. Montenegro1

Desde hace lustros, los medios de comunicación mundiales informan profusamente de la llegada masiva de inmigrantes ilegales a través del mar Mediterráneo.

Proceden principalmente de países sin tradición migratoria, unos del África subsahariana y otros árabes, de Oriente Medio, y a bordo de “pateras” y “cayucos”, embarcaciones sumamente frágiles y peligrosas, van destino a España e Italia básicamente.

Hacia la mitad del siglo XX en las Islas Canarias se dio un fenómeno conocido como el de los “Barcos fantasmas”.

En 1939, al finalizar la Guerra Civil española, el país quedó devastado y, en el nuevo régimen, a pesar de mantenerse neutral en la II Guerra Mundial, hasta bien entrada la década de los 50, las penurias continuaron. El General Franco se sostuvo en el poder inaugurando una férrea dictadura que se cebó en la represión de todos aquéllos que defendieron a la República que había derrocado. El archipiélago canario no se salvó de los brutales castigos, y parte de la población decidió emigrar.

El país al que los isleños pusieron la mira fue Venezuela, que, tras la muerte del dictador Juan Vicente Gómez, había tomado un camino hacia  la modernidad, a pesar de los vaivenes políticos, sustentada en la creciente producción de petróleo que generó una bonanza económica, demandando cada vez más mano de obra para la industria, construcción, grandes obras de infraestructura y agricultura.

Los canarios destacaban por su gran eficacia en la agricultura, y hacia eso apuntaron los que decidieron ir a Venezuela, con latitud  y climatología  muy similares a las del archipiélago canario.

Entre los problemas que sufrían los habitantes de las Islas estaba la dificultad para poder salir de su tierra: no contaban con pasaporte, por ser generalmente considerados hostiles al régimen —sin mucha base, por cierto—, pero sin ese requisito no era posible obtener visados para emigrar. La única salida era escapar por mar utilizando así los denominados “barcos fantasmas”.

Se daba ese nombre a veleros de dos mástiles, algunos con un pequeño motor auxiliar, que desaparecían de los mares de Canarias, apareciendo después, abarrotados de emigrantes y tras varias semanas de travesía, en los mares de Venezuela. Los barcos zarpaban de noche de alguna de las islas y, una vez en alta mar, ya lejos de tierra, cambiaban su rumbo y se dirigían a Venezuela.

Algunos de ellos llevaban patrones expertos que conocían el barco y podían llevarlo sin problemas, pero otros contaban con patrones de menor experiencia. En algunos casos se dividía la cabina interna con otro piso horizontal para poder alojar más pasajeros, que dormían hacinados sobre tablas y sacos, en pésimas condiciones. Los barcos más grandes tenían unos 30 metros de eslora (largo) y 10 de manga (ancho).

Tras este preámbulo, contaré la aventura de una pequeña goleta, que protagonizó el último viaje fantasma tras una dramática travesía llena de peligros que trastornó a sus pasajeros, aventura que no olvidarán mientras vivan y, sin duda, semejante gesta ya forma parte de la épica canaria de la emigración.

Me refiero al Telémaco”, un pequeño motovelero, de 27 m. de eslora, 6 de manga y 6 de calado, con dos palos y un bauprés, además de un pequeño motor central. Esta goleta era usada en Canarias sólo para el transporte de mercancías entre San Sebastián de la Gomera y Santa Cruz de Tenerife.

Un numeroso grupo de personas interesadas en emigrar lo antes posible con rumbo hacia Venezuela se empeñaron en el objetivo, no de pagar el pasaje (la importante cifra de 5.000 pesetas), sino de adquirir un barco. Así, llegaron a reunirse hasta 171 personas, una de ellas una mujer, dispuestas a viajar hasta América. Cuando hubieron reunido el dinero necesario, compraron el Telémaco a la sociedad “Gil Hernández Hermanos” de Las Palmas de Gran Canaria, por la nada despreciable cifra 520.000 pesetas.

El 05 de agosto de 1950, el Telémaco no puso rumbo a Tenerife, como acostumbraba, sino hacia Valle Gran Rey, en el sur de la Gomera. Allí embarcaron pasajeros y víveres, consistentes en cuarenta y dos sacos de gofio, diez sacos de pescado salado, 1.700 kilos de papas, una caja de latas de leche condensada, una caja de botellas de coñac, tres garrafas de aceite, y dos cajones con carne de cerdo en salazón, además de toneles con agua dulce.

Así pertrechados, furtivamente salieron la noche de ese mismo día de agosto, con buen tiempo. Hicieron una parada frente a Agulo, otra localidad gomera, para recoger a nuevos pasajeros, desde donde enrumbaron en dirección a Taganana (Tenerife), para embarcar al capitán; éste quería subir más gente y  no se lo permitieron por ir sobrecargados, así que regresó a tierra y no volvió.

El cocinero notó que los alimentos y el agua no estaban en buenas condiciones, y el Telémaco debió regresar a su punto de salida en la Gomera. 24 pasajeros enfermos por mareo decidieron renunciar al viaje siendo sustituidos por otros, y un nuevo piloto, menos experimentado.

El día 09 de Agosto, el Telémaco, usando las velas y el motor, puso finalmente rumbo a Venezuela. El navegante Martín Pérez González, sin instrumentos de navegar pero con gran intuición, trazó sin embargo el rumbo correcto.

Las dificultades comenzaron a los 19 días de navegación, cuando tras fortísimos vientos les sorprendió una tormenta que duró casi 16 horas. Por la violencia del temporal perdieron la mayor parte de los víveres y el agua, mal amarrados en la cubierta. Los pasajeros enfermaron de  mareos y se apiñaban en la bodega; por la mañana amainó, pero a ese temporal siguió otro; los emigrantes pensaron que morirían en aquellas violentas borrascas. Al cabo de unos días se acabaron los alimentos y el agua, y los pasajeros llegando a beber agua del mar.

La suerte llegó, pensaron, cuando avistaron un petrolero español, el “Campante”, pero los tripulantes de éste, al ver su lamentable estado de quienes iban en el “Telémaco”, no los dejaron ni subir a bordo; con flotadores les lanzaron algunos barriles de agua, una garrafa de aceite y arroz, teniéndolos que recoger a nado en un mar poblado por tiburones.

Les informaron que estaban a 400 millas de Barbados y a unas 600 de Martinica, y continuaron su ruta. Temiendo que los ingleses de Barbados pudieran repatriarlos, optaron por Martinica, más cercana a Venezuela, no sin la oposición violenta de algunos que preferían la cercana isla británica.

Fue un gran acierto, pues, con viento a favor, avistaron Martinica diez días después. Unos pescadores los acompañaron hasta Fort de France, la capital, donde fueron muy bien recibidos. La fortuna quiso que el cónsul cubano en Martinica, Sr. Romero, hubiera nacido en Gran Canaria, y se volcó en atenciones con sus paisanos, al igual que los martiniqueños, que los agasajaron durante su estadía.

Les facilitaron una carta de navegación, abundantes víveres y agua, gasoil para el motor, dinero, y un nuevo pasajero andaluz, Juan Palomo, que los acompañó hasta La Guaira. El 11 de Septiembre de 1950 el “Telémaco” emprendió su última singladura hacia el destino tan anhelado por aquellos 171 hombres y una mujer, los mismos que salieron de Canarias.

Cinco días después arribaron a La Guaira, donde encontraron anclados otros “barcos fantasmas” que los habían precedido: el Platanito, el Juanito Suárez, el Joven Gaspar, el Nuevo Teide, y el Benehoare. Eran sólo algunos de los muchos pequeños barcos que lograron hazañas parecidas a la del Telémaco.

Los pasajeros del Telémaco fueron enviados por 40 semanas a la Isla Orchila, y semanas después ingresaron en el país.

Los “barcos fantasmas” trajeron a Venezuela muchos miles de canarios, que han dejado lo mejor de sí en esta tierra, la mayoría de los cuales o sus descendientes aún siguen aquí. Venezuela y los canarios se deben mutua gratitud.

(1) Esta historia real me fue contada en 1978 por mi cuñado gomero, Luis León, cuyo hermano, Heraclio Facundo (Tato) León, llegó a Venezuela en 1950 a bordo del Telémaco.

~~~

LISTA DE PASAJEROS EN EL TELÉMACO, Y DÓNDE EMBARCARON2

24 de enero de 2013

Alojera

  1. Carlos Jara Santos (Padre). Conocido por Juan Jara
  2. Carlos Jara Mesa. (Hijo)
  3. Dimas Damas García
  4. Juan Díaz Martín
  5. Benito García Santos. Último en embarcar, llegó nadando
  6. Alonso Santos Jara. Hermanos
  7. Antonio Santos Jara. Hermanos
  8. Juan Martín Ossorio
  9. Antonio Jara Santos. Hermanos
  10. Jaime Jara Santos. Hermanos
  11. Vidal González Santos
  12. Carlos Ossorio Ramos. Primos
  13. Manuel Ossorio Ramos. Primos
  14. Alonso Santos Jara. Hermanos
  15. Francisco Santos Jara. Hermanos
  16. Imeldo Perdomo Moreno. Tío
  17. Onelio Perdomo Ossorio. Sobrino
  18. Ramón Damas Rolo
  19. Gumersindo Jara Martín. (Sindo)

Agulo

  1. Antonio Cabello Fagundo
  2. José Cabello Rodríguez. Hermanos
  3. Sebastián Cabello Rodríguez. Hermanos
  4. Ramón Suárez Escuela
  5. Cesáreo Suárez Febles. Primos
  6. Ignacio Febles Suárez. Primos (guitarrista)
  7. Lucio García Henríquez
  8. Pedro García Henríquez. Tío
  9. José Manuel García Vera. Sobrino
  10. José García Suárez. (Pepe Rina)
  11. Juan Henríquez García
  12. Vicente Henríquez Vera
  13. Filiberto Hernández Hernández
  14. Francisco Hernández Cabello
  15. Caledonio Herrera García. (Tamargada)
  16. Antonio Juan Martín Plasencia
  17. Francisco Medina Barrera
  18. Antonio Negrín Suárez. Hermanos
  19. Francisco Negrín Suárez. Hermanos
  20. Ramón Plasencia Rodríguez. (Tamargada)
  21. Jerónimo Rodríguez Rodríguez (Momo)
  22. Juan Santos Plasencia
  23. Francisco Serafín García
  24. Agustín Suárez Sánchez. Padre
  25. Agustín Suárez García. Hijo
  26. José Suárez Perdomo
  27. Domingo Negrín Piñero

Hermigua

  1. Fernando Méndez Aguilar
  2. Asensio Armas Trujillo
  3. Antonio Brito Amaya. (Huevo frito)
  4. Eugenio Cabrera García
  5. Lucio Darias Mora
  6. Arnoldo Izquierdo Montesino. Hermanos
  7. Francisco Izquierdo Montesino. Hermanos
  8. Heraclio León Fagundo. (Tato)
  9. Melquíades Trujillo Bencomo
  10. Jerónimo Mesa
  11. Manuel Hernández Ortiz. Hermanos. (Porrón)
  12. Francisco Hernández Ortiz. (Porrón)
  13. José Hernández Negrín. (El Moro) Padre
  14. José Hernández Negrín. (El Moro) Hijo
  15. Antonio Pineda Hernández. (Botón)
  16. Miguel Díaz
  17. Jacinto Chávez Rodríguez
  18. Ramón Herrera Cruz. (El Pájaro) (Clarinete)
  19. Domingo Negrín Pinero
  20. Manuel Plasencia Hernández
  21. Francisco Rodríguez Montesino
  22. José R. Magdalena Plasencia. (José Patricio)
  23. Francisco Nieves Rodríguez
  24. Pío Herrera Herrera
  25. Domingo Medina Medina. (Los Aceviños)

Vallehermoso

  1. Benjamín Ascanio García. (Se lanzó al mar a recoger los víveres que arrojó el Campante)
  2. Feliciano Bethencourt Amaya
  3. Genaro Dorta García
  4. Paulino García Aguilar
  5. Antonio Gaspar Ramos
  6. José Negrín
  7. Eulogio Plasencia Pérez. Hermanos. (Tamargada)
  8. Juan Plasencia Pérez. Hermanos. (Tamargada)
  9. Eleuterio Rodríguez Plasencia. (Tamargada)
  10. Daniel Vera Plasencia. (El Cabezudo)
  11. Antonio Cabrera Cabrera
  12. Carlos Medina Vera. (Tamargada)
  13. Gregorio Méndez Coello

San Sebastián

  1. Fortunato Armas Darias. Primos
  2. Evaristo Armas Darias. (Tito) Primos
  3. Elias Arteaga Darias
  4. José Eleuterio Castilla Morales. (Pepín)
  5. Esteban Castilla Padilla
  6. Ramón Castilla Padilla
  7. Antonio León Cubas Arteaga (Medianero de Manuel Padilla Fragoso)
  8. Graciliano Darías Díaz. (El Ñanque)
  9. Gregorio Darias Álvarez. Hermanos (El Floriana)
  10. José Darias Álvarez. Hermanos
  11. León Díaz Ramos. Padre
  12. Sebastián Díaz Barrera. Hijo
  13. Pedro Estévez Herrera
  14. Teresa García Arteaga
  15. Manuel García Arteaga
  16. Ángel Hernández Aguilar. (Aguilera)
  17. Andrés Hernández Veguero
  18. Alonso Herrera Herrera
  19. Antonio Herrera Darias. (El Macle)
  20. Isidoro Herrera Padilla
  21. Jorge Ramos Fernández. Hermanos
  22. Santiago Ramos Fernández. Hermanos
  23. Manuel Armas Sánchez
  24. Mateo Herrera Herrera. (El Pata) Primos
  25. Ramón Herrera Herrera. (El Gallo) Primos
  26. Sinforiano Herrera Herrera
  27. Santiago Jerez Padilla. (Patrón del Telémaco)
  28. Honorio Méndez Rodríguez
  29. Sebastián Núñez Herrera
  30. Dámaso Herrera Rodríguez
  31. Buenaventura Piñero Sánchez
  32. Francisco Ramos Fernández. (Paco Ramos)
  33. Cristóbal Suárez Vera. (Timonel)

Valle Gran Rey

  1. Pastor Correa García
  2. Sebastián Abreu Chinea. Hermanos. (Cocinero del Telémaco y primero en ver tierra)
  3. José Abreu Chinea. Hermanos
  4. Manuel Barroso Rodríguez
  5. Manuel Bello Correa
  6. Daniel Bernal Chinea
  7. Juan Borges Damas. (El Peseta)
  8. José Brito Plasencia
  9. José Correa Piñero. Primos. (Los Granados)
  10. José Correa Piñero. Primos (Las Orijamas)
  11. Antonio Chinea Chinea. Hermanos
  12. José Chinea Chinea. Hermanos. (El Sardino)
  13. Sebastián Chinea Chinea. (Lorito)
  14. Domingo Chinea Gámez
  15. Maximino José Damas Negrín (Pepín)
  16. José Gámez Cruz
  17. Francisco Gámez
  18. Antonio Gámez González. (Toño Carolina)
  19. Francisco Gámez Marichal. (Pancho Gámez)
  20. Manuel Medina Morales
  21. José Méndez Darias
  22. Orlando Negrín Marichal
  23. Antonio Plasencia Padrón (El Legionario)
  24. Arturo Mendoza Navarro. (Hizo señales al Campante con una sábana)
  25. Eusebio Montesino Negrín
  26. Agustín Navarro Rolo. Hermanos
  27. Manuel Navarro Rolo. (Compositor de las Décimas del Telémaco)
  28. José Negrín Correa. (El Chato)
  29. José Negrín Marichal
  30. Ramón Piñero Chinea. (Sito)
  31. José Martín Ramos
  32. José Chinea Hernández. (José Camilo o José Playa), (Se lanzó al mar a recoger los víveres que arrojó el Campante)
  33. José Ramos Martín
  34. Nicolás Rolo Dorta
  35. Francisco Vera Chinea
  36. Salvador Damas Rolo
  37. Elias Piñero Correa
  38. Tomas de la Peña. (Valenciano residente en Valle Gran Rey)

Epina

  1. Cirilo Damas Barroso

Taguluche

  1. Francisco Felipe Niebla. (El Jairo)
  2. Benjamín Darias

Arure

  1. Ramón Cabrera. (El Burro)

Chipude

  1. Benjamín Medina Rodríguez. (Los Aceviños, casado en Chipude)
  2. José Herrera Arteaga. (El Baifo)
  3. José Navarro Chinea. (Cheo)

Playa de Santiago

  1. Manuel Simanca Casañas. Padre (conocido por Manuel Eufemia). Motorista
  2. Manuel Abreu Gámez. Hijo del anterior

~~~

Embarcaron por Taganana

  1. Cristóbal Martín Palenzuela
  2. Martín Pérez González. (Piloto del Telémaco)
  3. Francisco Armas Padrón
  4. Virgilio Acosta Casaña. Tío
  5. Primitivo Acosta. Sobrino
  6. Joaquín Acosta Díaz
  7. Domingo Prada Obregón. (El Vasco)

Embarcó en Martinica

  1. Juan José Bellido Palomo (El Málaga)

Viajeros del Telémaco repatriados por el Gobierno venezolano por ser considerados miembros oficiales de la tripulación.

  1. Sebastián Abreu Chinea. Valle Gran Rey. (Cocinero)
  2. Manuel Ramos Martín. Valle Gran Rey
  3. Antonio Gámez González. Valle Gran Rey. (Toño Carolina)
  4. José Ramos Hernández. Valle Gran Rey
  5. José Martín Ramos. Valle Gran Rey
  6. Manuel Simanca Casañas. Playa de Santiago. (Manuel Eufemia-Motorista)
  7. Santiago Jerez Padilla. San Sebastián. (Patrón)
  8. Benjamín Ascanio García. Vallehermoso
  9. Martín Pérez González. Puerto de La Cruz. (Piloto)
  10. Francisco Armas Padrón. Puerto de La Cruz

(2) Lista extraída del libro de Ángel Suárez Padilla, “El Telémaco. El Último Viaje”.

Fuente

Cortesía de Alfredo Carballo

Artículo(s) relacionado(s):

Anuncios

4 Respuestas a “[*Otros}– Telémaco, el último ‘barco fantasma’

  1. Carmen Suárez

    Excelente. Gracias por darnos la oportunidad, a mí y a mis hermanos, de conocer más sobre nuestro padre Antonio Palencia Padrón.

  2. Gracias, Carmen, por tu comentario, pero en él hay algo que no cuadra: dices que tu padre se llamaba Antonio Palencia Padrón, pero el único Antonio con segundo apellido Padrón es Antonio Plasencia Padrón, número 23 de los embarcados en Valle Gran Rey.

  3. Carmen Suárez

    Sí, exacto, fue un error al copiar el apellido. Es Antonio Plasencia Padrón, el número 23 de los embarcados en Valle Gran Rey.
    ¡Gracias nuevamente!
    Saludos.

  4. María Dolores Solarte

    Hola. Soy venezolana, hija de Juan José Bellido Palomo, ilustre español recogido en Martinica, y estoy muuuy orgullosa ser su hija. Fue un hombre extraordinario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s